Leonilda González. (Uruguay 1923- 2017) es fundadora del Club de Grabado de Montevideo. Su obra es mayormente figurativa, a menudo costumbrista, desarrollando diversas temáticas en forma de serie, como la de las "Novias revolucionarias" que inicia en 1968 como un manifiesto de protesta irónica contra el matrimonio concebido como una pérdida de libertad, y se convertiría en la época de dictadura en símbolo de protesta. Las mujeres solas y la estética del grabado asociada a períodos determinados de la cultura y del país, aludían en el imaginario local, a madres y novias con hijos o maridos presos, exiliados o desaparecidos que convirtieron estos grabados en un símbolo de resistencia.

Estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes y en París con André Lhote y Fernand Leger. Realió viajes de estudio a Europa y una gira latinoamericana como expositora y docente de grabado. Entre 1976 y 1986 vive y trabaja en Lima y en México.

Gana el Premio "El Mundo" en el primer Certamen Latinoamericano de Xilografía; 1er. Premio de Xilografía en la Exposición de La Habana, 1968. En Uruguay, entre otros, gana el Premio El Galpón por su xilografía "Novias revolucionarias, III" y obtiene el mayor reconocimiento a nivel nacional, Premio Figari 2006 a su trayectoria.

Está representada en el Museo Nacional de Artes Visuales de Montevideo, en el museo Juan Manuel Blanes y en colecciones privadas de Uruguay y extranjeras.